Las personas pueden iniciar la comercialización a través de redes sociales en la cuales pueden promocionar sus productos. (Foto: Pixabay)

Las personas pueden iniciar la comercialización a través de redes sociales en la cuales pueden promocionar sus productos. (Foto: Pixabay)

Síguenos en Facebook



Diversas industrias se han visto afectadas por las medidas tomadas para frenar el avance del coronavirus en todo el mundo. Para no seguir perdiendo capital y poniendo en riesgo el negocio, muchas personas con micro, pequeñas y medianas empresas han optado por migrar al terreno digital para poder realizar la venta de sus productos.

En Perú, según información de la Cámara de Comercio de Lima, las ventas online crecerán en un 50% y más comercios migrarían al canal digital1.

“Debido a esta situación, es recomendable realizar ventas online utilizando soluciones digitales, ya que es un recurso al alcance de la mano y, además, se alinean con las medidas dictadas por el gobierno. Asimismo, Mercado Pago le ofrece seguridad a cada uno de los comercios, ya que es la única pasarela de pagos que brinda la posibilidad de una protección del 100% de las ventas realizadas”, indicó Fiorella Lezama, Market Head de Mercado Pago Perú, quien también explica cómo empezar a hacerlo:

1. Venta a través de sus redes sociales

Las personas pueden iniciar la comercialización a través de redes sociales en la cuales pueden promocionar sus productos. Para realizar el cobro, se puede hacer uso del link de pago, el cual puede ser generado a través de la aplicación de Mercado Pago sin costos de afiliación o mantenimiento ya que solo está afecto a la comisión variable por transacción aprobada que varía según el volumen de venta. Además, puede ser enviado a través de cualquier canal de comunicación (WhatsApp, Instagram, email. SMS, etc.)

2. Vender en un marketplace

En caso se opte por no vender por redes sociales, inscribirse en un marketplace es una excelente opción porque permite colocar una vitrina online que hace que los usuarios puedan buscar todo lo que necesitan en un mismo lugar.

3. Alojarse en una web

Si el comercio quiere dar un paso más allá, se debe invertir en una plataforma de comercio electrónico como Wordpress, Shopify, Prestashops, etc., que permiten que la empresa pueda subir su lista de productos e incluir una plataforma de pagos como la de Mercado Pago a través de la instalación de un módulo que se aloja en la web.

4. Desarrollo de una web propia

Se debe invertir en un desarrollador web para que permita estructurar, diseñar y permitir que un comercio no solo pueda alojar su catálogo de productos, sino que permita tener una mayor funcionalidad y a la vez admita pagos por un mayor volumen de venta, sin embargo, dependerá mucho de la envergadura de cada comercio.